John Ackerman

¿Fraude electoral en Morena?: Ackerman con Astillero

Julio Astillero, 25 de julio de 2022

Andrés Manuel López Obrador siempre nos ha enseñado que “no se vale ser candil de calle, pero oscuridad en la casa”.

Morena es el partido que venció al fraude electoral en 2018. Sin embargo, los delitos electorales que López Obrador ha combatido con tanto ímpetu (como son el acarreo, la corrupción y el fraude), están siendo reproducidos al interior mismo de nuestro partido-movimiento.

Tal como pude exponer en el noticiero del estimado Julio Astillero, esto está ocurriendo en el marco del proceso organizativo del III Congreso Nacional de Morena, en el cual se plantea, entre otras cosas, la renovación del Comité Ejecutivo Nacional de Morena (CEN).

Dicho proceso ha estado plagado de irregularidades. Entre las más surrealistas está la “caída del sistema” el viernes pasado, día en que debían publicarse las listas de candidatos para consejeros distritales. Esto ha provocado gran indignación en las bases, pues pone en riesgo la transparencia del proceso de elección de candidatos y amenaza con desplazar a los militantes más comprometidos para favorecer a los oportunistas y chapulines.

Otro factor preocupante es la falta de certidumbre sobre dónde serán las Asambleas Distritales del próximo 30 y 31 de julio y el hecho de que éstas no serán deliberativas, sino sólo para reproducir la vieja política del “votas y te vas”.

Por eso y más los obradoristas organizados en la Convención Morenista estamos invitando a todas y todos a participar en las Brigadas Cazamapaches y a denunciar AQUÍ cualquier delito electoral que pudiera cometerse este próximo fin de semana durante las Asambleas Distritales.

Les invito a ver mi entrevista con Julio para conocer más sobre este proceso. ¡Aún estamos a tiempo de rescatar Morena!

John M. Ackerman

Director del Programa Universitario de Estudios sobre Democracia, Justicia y Sociedad (PUEDJS) e Investigador del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM. Escritor y activista. Doctor en Sociología Política y Doctor en Derecho Constitucional.

Comentarios

Deja un comentario

  • A mí se me hizo rara la petición de un moreno de ir a votar, pero en vez de dar la lista de candidatos te dice por quién debes votar, bueno mi esposo va a votar porque él es militante del partido, ya veremos qué pasa ahí.

  • Después de la destitución de la esposa de John Ackerman, este se trnasformó en un combativo de Morena, no se si John es miembro de ese partido, pero ahora actúa mas como de oposición.

  • Algunos youtubers obradoristas creen que los dichos de John Ackerman son puros bulos (inventos), pero decía Emiliano Zapata: «quiero morir siendo esclavo de los principios, no de los hombres…»
    Morena no puede estar supeditado a lo que digan los fascistas e itamita Delgado y Citlaly, a pesar de que eso no sea aceptado por los destinatarios, pues esto no tiene nada de democracia por dónde se le vea: quieren cancelar la praxis comunicativa; desterrar del partido la acción comunicativa plural, los medios discursivos, y caer en monólogos asimétricos al estilo Díaz Ordaz, el solitario de Palacio, dónde no hay debate en la Plaza Pública (Plaza de las Tres Culturas) ni consensos, sino el diálogo de las balas; o sea sin interacciones sociales dónde los participantes coordinen de común acuerdo sus planes de acción con reconocimiento intersubjetivo. En pocas palabras, no puede haber lealtad del pueblo (al partido) sin legitimidad…