John Ackerman

El nuevo camino de López Obrador

La Jornada, 18 de mayo de 2020

Por: John M. Ackerman (@JohnMAckerman)

 

 

La crisis actual nos permite visualizar nuevos horizontes. Hay que aprovechar de este crítico interludio para avanzar con un renovado planteamiento de justicia social.

Iniciemos con cuatro premisas: 1) El problema de fondo no es la COVID-19, sino el sistema de organización social hegemónico basado en la explotación y la dominación de unos seres humanos sobre otros, y de todos los humanos sobre la naturaleza;  2) El neoliberalismo no es solamente una teoría económica, sino un esquema completo de valores y una constelación específica de poder político y social; 3) El mundo pos-neoliberal no debe implicar un simple retorno nostálgico a las viejas teorías del Estado de bienestar y las políticas keynesianas “contracíclicas”, sino el lanzamiento de nuevas ideas y prácticas; 4) El nuevo planteamiento pos-neoliberal se debe construir a partir de las especificidades y las idiosincrasias de cada país.

El nuevo ensayo del Presidente Andrés Manuel López Obrador, La nueva política económica en los tiempos del coronavirus, cumple cabalmente con estas cuatro premisas. Aborda la problemática actual de manera estructural e integral y nos invita a “dejar el camino trillado de las últimas cuatro décadas y buscar uno del todo nuevo” a partir de una reinterpretación de nuestra historia y tradiciones.

“Ahora nosotros destinamos los apoyos para el bienestar empezando por la base de la pirámide social y de allí hacia su cúspide”, escribe López Obrador, “queremos construir la modernidad desde abajo, entre todos y sin excluir a nadie”.

El Presidente busca reemplazar la “teoría del goteo”, según el cual “si llueve fuerte arriba gotea abajo, como si la riqueza fuera permeable y contagiosa”, con una visión profundamente democrática en que todos y cada uno de los ciudadanos contribuyen su pieza correspondiente a la gran rompecabezas de la economía nacional.

No es coincidencia que el primer punto del planeamiento económico de López Obrador es más bien un concepto político: la democracia.  “En la actualidad, economía y democracia van de la mano; la separación entre el poder económico y el poder político se está convirtiendo en una realidad”.

Este planteamiento suena sencillo, pero es en realidad profundamente transformador. De acuerdo con el viejo esquema, la economía debe ser “pura” y “tecnocrática” y no dejarse contaminar por criterios políticos o ideológicos.  En contraste, López Obrador plantea una economía “moral” y “democrática” que privilegia el bienestar y la felicidad en lugar del crecimiento y la mera eficiencia.

Simultáneamente, el Presidente busca separar el poder económico y el poder político. Es decir, si bien hay que pensar la economía desde la política, esta política debe desarrollarse a partir del interés público en lugar de los intereses privados.  Siguiendo el ejemplo de Benito Juárez, habría que defender la autonomía del Estado frente a los poderes “fácticos” que buscan utilizar su dinero e influencias para doblar a las instituciones públicas.

Pero el nuevo Estado de la Cuarta Transformación no sólo defiende su autonomía, como durante la época de Juárez, sino que también se lanza a las calles para garantizar directamente el bienestar de toda la población. En uno de los párrafos más sugerentes de su texto, López Obrador cuestiona la lógica (neo)liberal de que el Estado debe limitarse a ser un simple “gestor de oportunidades” en materia económica y social, para en su lugar proponer un Estado “garante de derechos” en todos los ámbitos:

“La diferencia entre unas y otros es clara. Las oportunidades son circunstancias azarosas y temporales o concesiones discrecionales sujetas a término que se le presentan a un afortunado entre muchos y pueden ser aprovechadas o no; los derechos, en cambio, son inmanentes a la persona y al colectivo, irrenunciables, universales y de cumplimiento obligatorio.”

Este planteamiento implica un rompimiento profundo con el viejo régimen, ya que coloca los derechos económicos y sociales al mismo nivel que los derechos civiles y políticos.

Para los (neo)liberales existen dos tipos derechos. Por un lado, están los derechos a la libertad de expresión, el voto, la propiedad, el debido proceso y la religión, que deben ser de cumplimiento universal y obligatorio. Pero, por otro lado, están los derechos al trabajo, la salud, la alimentación y la educación, donde el Estado sólo debe garantizar “oportunidades” y “libre competencia”.

Esta vieja postura (neo)liberal viola la letra y el espíritu de nuestra Constitución revolucionaria, redactada al calor de la gran lucha social de 1910-1917. Nuestra Carta Magna no dice que algunos derechos son más importantes que otros. Al contrario, señala que el Estado mexicano tiene la obligación de garantizar el bienestar de absolutamente todos los mexicanos.

El nuevo camino de López Obrador no es entonces solamente una buena idea sino que también implica una recuperación del Estado de derecho después de décadas de rompimiento del orden constitucional durante la larga noche neoliberal.

John M. Ackerman

John M. Ackerman

Director del Programa Universitario de Estudios sobre Democracia, Justicia y Sociedad (PUEDJS) e Investigador del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM. Escritor y activista. Doctor en Sociología Política y Doctor en Derecho Constitucional.

Comentarios

Deja un comentario

  • Hola John Ack. Tengo entendido que se está desarrollando, implementando la escuela para mostrar enseñar, difundir estos proyectos democráticos conocidos como las cuatro T.
    Me gustaría participar en este proyecto.
    Y pongo a la disposición mi persona a quien esté al frente de esta tarea.
    Soy egresado de la UNAM.
    Creo y me siento obligado a defender los proyectos que tengan como destino el bienestar de la población, el equilibrio de oportunidades, nivelar las desigualdades, corregir la idea que solo abusando, robando, desviando, los recursos públicos se puede salir adelante. Sobre todo eliminar la idea que trabajando honestamente se compare contra el ganar cometiendo fraude, engaño.
    La idea de algunos compatriotas es que solo los “ inteligentes” comprenden y saben cómo dirigir a un sector, llámese empresarial, escolar, sindical, financiero.
    Actualmente observó que la incomprensión Moral propuesta es rechazada por la incompetencia mental.
    Es prioritario iniciar los trabajos para nutrir a los jóvenes y a todos los mexicanos.

  • Las enfermedades, desgracias, nos enseñan muchas cosas, y a la vez nos desnuda a todos, ya que es donde demostramos quienes somos y como somos, las mascaras se caen, porque el ser humano cree que sera eterno, que no enfermera, que no llegara a viejo, es el gran error que se tiene como concepto de vida, todo lo que inicia tiene un final, y en ese final es donde quisiéramos arreglarlo todo, cuando ya no hay tiempo, siempre creemos que mañana sera para siempre, es por eso que nos aferramos a lo material, es mejor llevarnos en la muerte, la lectura, experiencias, enseñanzas, consejos y todo lo mejor que podamos hacer por nosotros y a nuestros semejantes, AMLO, nos deja muchas enseñanzas, como todos los grandes que quisieron dejar huella, pero cada uno de nosotros lo tomara, podrán venir miles de buenos pensadores, pero sino pensamos buenas cosas, nunca el ser humano sera el ser humano mejor deseado.

  • Comulgo plenamente con esas nuevas ideas de la vida política y social. El estado debe salir fortalecido democráticamente, para ser autónomo de los poderes económicos, y de ese modo, garantizar plenamente los Derechos Sociales, pero, desde los más vulnerables, para emparejar el piso a todos, claro, sin soslayar las virtudes personales.

  • Vaya, parece que cada semana el Dr. Ackerman se aleja más de la realidad para apoyar como sea al gobierno del presidente AMLO. Para empezar, el texto original de la Constitución de 1917 no menciona en ninguna parte nada relacionado con el bienestar. Confiere derechos, sí, pero jamás habla del bienestar del pueblo o de la persona. Y por cierto, los derechos no son obligatorios como escribe el Dr. Ackerman. Quizás en la antigua Unión Soviética, que el Dr. parece admirar, el derecho al trabajo no era eso, era una obligación, y aquellos que se rehusaban a trabajar terminaban en la cárcel, tal como en la Inglaterra de los Tudor con sus Leyes de Pobres. En la tradición liberal real, representada por Juárez, el Estado es garante de derechos y oportunidades y queda en el individuo tomarlos, o no, pues en su libertad puede tomar esa decisión.

    Ahora bien, el problema en México es real, donde la riqueza solo está disponible para unos pocos, a costa de explotar al resto, pero las soluciones del presidente parecen ir en el mismo sentido. Por ejemplo, después de un año y medio en el gobierno, qué se ha hecho para garantizar una educación de calidad? Dejar de lado la responsabilidad del Estado de arreglar escuelas y darle presupuesto a padres de familias, maestros y sindicato? Esto, al contrario de lo que el Dr. escribe, es dejar al azar el futuro de los niños. En lugar de tener un Estado fuerte que garantice que las instalaciones sean adecuadas, ahora será el azar quién decida si un niño nació en una comunidad donde los intereses del sindicato lo benefician o se robaron el dinero. Es el mismo sistema disfuncional en EEUU donde depende la suerte del niño, puede vivir en un condado donde haya suficiente dinero para educación, o en un condado donde no lo haya, porque el Estado se lava las manos diciendo que es responsabilidad local. O cómo ha fortalecido el presidente AMLO y su administración el Estado de Bienestar mismo? Darle dinero a los adultos mayores es también dejar su suerte al azar. Dichosos aquellos que pueden moverse y utilizar su dinero para ellos mismos, pero pobres de aquellos que les toca una familia donde les quitan ese dinero, y hasta lo siguen cobrando después de fallecido. En lugar de proveer y fortaleces servicios específicos para adultos mayores, es preferible para este gobierno dejarlos a la suerte y a ver cómo les va. Y así puede uno continuar con cada uno de los programas implementados en esta administración. Mucho bombo y platillo pero cero seguimiento con resultados que nadie conoce. Y de temas de libertades civiles mejor ni hablemos, los derechos de la comunidad LGBT+ siguen esperando, el derecho a decidir de las mujeres sigue esperando, la legalización de drogas sigue esperando, y la libertad de vivir en un país donde no esté el ejército en cada esquina es ya una ilusión (y no exagero, darle al ejército construcciones, repartición de libros, importación de medicinas, administración de puertos, de seguridad en Pemex, etc, etc, simple y sencillamente no es normal en ningún país democrático).

    Compartía el Dr. Ackerman hace unos días un artículo donde aplaudía al gobierno neozelandés que quiten el foco de la medición del PIB para enfocarse en medidas de bienestar. Desde el año pasado ese gobierno tiene métricas claras en 5 temas prioritarios para su país que son las que gobiernan cómo arman el presupuesto. Métricas claras y públicas para que todos las conozcan y puedan comprobar si el gobierno cumplió con el objetivo o no. Es esto de lo que habla el Dr. Ackerman cuando dice que cada país tiene que ajustarse a su realidad, pero, y en México? Pues nada. El plan nacional de desarrollo parece un listado de buenas intenciones y las únicas métricas que presenta son las relacionadas con el crecimieno económico que al parecer ahora (año y medio después) ya no importa. Qué seriedad es esta? Si no logramos mayor bienestar el próximo año, saldrá el presidente con otro ensayo explicándonos que algo todavía más etéreo que la espiritualidad es lo que importa?

    El ensayo del presidente, y este intento del Dr. Ackerman de defenderlo, parecen más bien resultado directo de la falta de éxito de las políticas públicas implementadas. Es decir, por años el presidente criticó el magro crecimiento económico, una vez en el poder, entregó peores resultados que los corruptos prianistas, y entonces mejor cambiar el enfoque. Qué seriedad es esta? Tanto como si un médico nos dice que tenemos cáncer y que los medicamentos que nos han recetado no funcionan, y cuando le hacemos caso nos ponemos peor, solo para que el médico nos diga que el cáncer no era el problema pero que mejor nos enfoquemos en el dolor de cabeza.

    Y si en vez de darle vueltas a las malas decisiones que se han tomado, el presidente se arma de valor, habla con la verdad y reconoce todo lo que ha fallado, reemplaza a miembros del gabinete que no hayan podido, y enfocamos nuestros esfuerzos en crear y consolidar un estado de bienestar AL MISMO TIEMPO que nos aseguramos que nuestra economía crece? O mejor hacer como Brunei donde desde 2008 se inició una medición del bienestar de las personas y 12 años después nada ha cambiado? Es ese el objetivo?

    Otro sexenio perdido pues, y ojalá el Dr. Ackerman tenga mucha paciencia pues le restan cuatro años y medio de defender lo que cada día es más visible y más indefendible.

    Y ojo, es del interés de todos los mexicanos que a este gobierno le vaya bien, pero no lo lograremos si no tenemos autocrítica (y no, lo que hacen los golpeadores del PRI y del PAN no es crítica) y enfocamos todas nuestras energías en pelearnos con otras personas e insistir que el presidente nunca se equivoca. Es humano, y es de humanos errar, y es de estadistas reconocerlo y componer el camino. Quedará en el presidente qué camino quiere tomar, si el de Putin, Trump, Maduro, Ortega, Duterte, Erdogan, y Orban, que nunca se equivocan, o el de Mujica, Lula y otros presidentes latinoamericanos que le trazaron el camino.

    • Si ponemos todos de nuestra parte, esta propuesta es posible. Unidos podemos vencer cualquier situación a trabajar para que esta propuesta se haga realidad.

    • Gracias por tratar de hacer entender a los seguidora de la 4T ,sus observaciones por cierto muy ciertas ,no creo que las lean ..recuerde que todo lo que va en contra de ellos es traicion ….lo felicito por su texto

    • Tu anális es muy rebuscado para para concluir que todo está mal , el cambio seguirá y no habrá retorno al neoliberalismo que ya fracaso a nivel mundial .
      Sería bueno hicieses un analisis sobre esto último .

    • Los problemas estructurales como:
      1. Actividades primarias, secundarias y
      terciarias.
      2. La educación, la vivienda,
      instituciones de salud pública,
      seguridad pública.
      ¿Podrán ser atendidas y superadas en
      año y medio de gestión por el
      gobierno federal?
      3. Si en las últimas cuatro décadas de
      PRIANISMO, esta estructura de se
      deterioró al grado de dejar en la
      pobreza y extrema pobreza a más
      de 50 millones de mexicanos .

  • Educación e inversión social básicamente. No podría estar más de acuerdo. Pero…

    .. lo que ofrece la 4T suena mas a adoctrinamiento que educacion. Y estoy seguro que apostar a las energías fósiles NO es inversión social ni a mediano ni largo plazo.

    Es decir, lo mismo que ofreció el PRI como partido pos-revoluvionario. ¿Cuales ideas nuevas?

    Ahí te van ideas progresistas nuevas para México. Invertir y MUCHO en educación gratuita, laica, científica, tecnologica, de amplio criterio y libre pensamiento. ¿Harán eso los actuales sindicatos ñ del magistrado? Conste que es pregunta.

    Con esa base se asegura que de ahí nazca la estructura que adopte, mejore y explote las energías limpias y renovables que este país necesita en este momento único de darle esa dirección, o llevarnos a más de lo mismo camino a la extinción, y no es exageración.

    No por quemar combustibles fósiles bajo la batuta de la 4T “limpia” el daño que sigue haciendo al olaneta. Se supone que deben ser mejores que los capitalistas, pero justo evaden ese importantísimo punto.

    No bastan buenas intenciones, sino mejores y más progresistas ideas.

  • Y si todos apoyamos estás propuestas el país se encaminará a un rumbo mejor para los que siempre nos han negado no oportunidades sino derechos que durante décadas nos fueron quitando. Sin nuestro apoyo,lucha,esfuerzo y compromiso nada podrá hacer el gobierno es tiempo de empoderarnos y asumir nuestras responsabilidades y nuestros derechos que es el cambio más importante que está logrando implantar el presidente y su gabinete .

  • Una fregónería sus comentarios sobre la recuperación del estado del derecho, del rompimiento profundo del Viejo régimen que hará que a la gran mayoría de los mexicanos les lleguen los beneficios sociales que tanto han anhelado.

  • Excelente columna hasta ahora no hubo un presidente que tuviera el valor de enfrentarse a los poderosos, que se sentían dueños de México.Estoy orgulloso de estar en esta época de transformación del país para el benefició de los qué vienen atrás de nosotros.
    Saludos.

  • Me gusta el Planteamiento de nuestro presidente, pero no me gusta que no se haga nada por realmente investigar la riqueza mal ganada del clan Bartlett, o de Ana Guevara, o que simplemente se hagan licitaciones directas, usted que esta tan cerca podría comentarle que la falta de congruencia puede dar al traste con el proceso transformador?, la propuesta de otorgar atribuciones especiales para medir la riqueza de los ciudadanos via el INGI no suena lógica y asusta, cual es el problema de medir el bienestar de la población, tomando en consideración también el PIB, Nueva Zelanda mide el nivel de bienestar, pero primero llego a tener un PIB mayor de 6, por favor ilumine al SR presidente. Perdón si le molesta mi comentario pero México no voto por esto.
    Saludos cordiales

  • Está siendo muy claro que no le interesa un gobierno que sea exclusivo en la rectoría de la economía …… a lo que anteriormente se le conocía como un país socialista… Que es de lo que se le acusa a López Obrador, de estar llevando al país al fracaso y “supuestamente” acabando con la inversión privada.

    Realmente las nuevas tendencias se orientan a un a mezcla de capitalismo para fomentar la inversión privada y socialismo para lograr una distribución equitativa de las riqueza.

    México es lo que busca, y sus detractores lo saben pero ante la ignorancia de tantos “pentontos” manipulables hacen creer que vamos a un socialismo chavista o cubano que son modelos fracasados.

    Saludos!

  • Va a tardar varios sexenios de convencer y sexenios de que el bien común es primero al particular. Pero se empieza sembrando. Se nos olvida que el sentido de.la vida de la raza humana está en el compartir. No cabe duda, que somos como los chivos, dónde más nosdnos es cuando nos tocan las bolsas. Sin necesidad de fijarnos en una religión o la referencia a un Dios. La.naturaleza habla y nos revela el secreto de la felicidad, dar con abundancia. Yo estoy de acuerdo con un tal.Swuami pensador hindu, no puedo estar tranquilo mientras alguien de.mi raza humana no vive con dignidad.la.Tierra alcanza para todos. Los particulares solo administran una porción de está tierra prestada. No somos dueños de todo o de mucho Estamos por un rato.en este planeta, vale la pena trabajanr por sistemas políticos que ayuden a una economía distributiva para todos los ciudadanos. La economía de mercado salvaje sin reglas ni normas solo para algunos pocos ya no se vale. Todos los que tiene n grandes talentos de inversión financiera piensen en todo.mexico. El cielo.es.ese, la equidad para todos. Claro, también atención con el Estado, que cumpla su misión de servidor en este ideal del.biem común. Amen.

  • Buenas y bendecidas tardes… Excelente análisis!… Muy claro, sencillo y lúcido… Me encantó!… Felicidades, Dr Ackerman!… Un gusto tenerlo como uno de los mejores Analistas y defensores de la 4ta Transformación…
    Firmes prestos y listos por nuestra Patria México y por la 4ta Transformación!… Adelante!… Para atrás, ni para agarrar vuelo!…

  • El camino a la recuperacion de las Instituciones, al Estado de Derecho, la Democracia, y la separacion de la Economía con lo Privado, lo más relevante es la inclusión de todos.

    Solo que me parece que la Idea “moral” a la Cuarta Transformación, la Guardia Nacional contra la inseguridad, las acciones de las corporaciones deben aplicarse en un esquema muy específico, identificar a los Grupos delictivos, enfocar toda la Fuerza del Estado hasta llevarlos ante la justicia sin contemplaciones, ni permitir los militares sean vejados y humillados.
    Un homicidio no debe quedar a la deriva, solo en tramites y registro; a partir de los hechos se inicie la persecusion de los asesinos hasta dar con ellos.
    TODO ESTARÍA BIEN.
    Pero si hay resistencia y violencia en una flagrancia del delito y en defensa de la vida la Guardia Nacional debe proteger su VIDA..

  • Al parecer todo está de maravilla en este nuevo régimen.
    No hay desempleo.
    No hay inseguridad.
    Hay crecimiento de la economía.
    El artículo es una apología del régimen.

  • La disertación de Jhon M. Hackerman como de ordinario es profunda y acertada, define y da relieve al aspecto de la trascendencia de la economía moral y social que defiende Andrés Manuel, y subraya acertadamente el papel del estado como garante del derecho para el bienestar social y su carácter irreductible ante los intereses particulares…muy bien Jhon graciss.🙏

  • Gracias por la información John, te sigo en tus programas y redes, he aprendido mucho de ti, también estuve en el curso de periodismo, no sé porque no pude terminarlo si hice todo lo que me pidieron, pero esa es otra historia. Saludos afectuosos.

  • Dr. Ackerman reciba mi reconocimiento y admiración a su labor política en favor de la gente vulnerable y en la reorientacion de la gente hacia un país más justo, gran labor del gobierno de México y de ustedes en lograr un país libre de políticos saqueadores y corruptos.

  • Excelente artículo mi querido John. AMLO está aplicando la “Fórmula Mexicana” para transformar o más bien revolucionar el desarrollo integral del pueblo mexicano, tal y como debió de haberse hecho desde hace 50 años. Y como bien lo dice AMLO, ya no funcionan las políticas impuestas por igual a todos los países en desarrollo por los organismos financieros internacionales. Cada país tiene el derecho a implementar su propio programa de desarrollo y bienestar para su pueblo a partir de su propia cultura y sus muy particulares circunstancias. Enhorabuena y un merecido homenaje al rector Pablo González Casanova que desde 1960 planteó esta teoría en su magnífica obra “La democracia en México”, que es un referente y antecedente a lo que hoy acertadamente plantea e implementa AMLO en nuestro país.

  • Es un analisis reflexivo del horizonte político, que elLic. Andres M. López O. ha estado elaborando a lo largo de su lucha por llegar a la presidencia, y que hoy en cuanto tiene oportunidad lo recalca, Pienso en el tiempo que queda de su mandato, asi como en el “partido ” MORENA, que hoy NO se ve arropando sus ideas. Si bien les pide definicion a integrantes de otros “bloques ” opositores, es tiempo de vigilar y exponer al escarnio social,a todos aquellos que estan “lucrando políticamente ” con su militancia indefinida..

Suscríbete por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este sitio y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Sígueme en Twitter

Suscríbete por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.